"No soy más que un aprendiz de buena persona y un corredor esforzado". Toni Lastra (Corredor, escritor o viceversa)
Por cada corredor que recorre el mundo participando en maratones, hay miles que corren por el gusto de escuchar las hojas y la lluvia y que esperan que llegue el día en que les resulte todo tan fácil como a un pájaro volar. Para ellos el deporte no es una prueba, sino una terapia; no es un desafío, sino una recompensa; no una pregunta, sino una respuesta.

Doctor George Sheehan, corredor y filósofo.

martes, 11 de marzo de 2014

Corredor longevo

Dr. George Sheehan 

No soy un corredor excepcional, hubo un tiempo en que mi esfuerzo era compensado por lograr buenas marcas, en donde el cronómetro era mi aliado, pero éso dejó de existir. De ser un corredor con buenas marcas he llegado a convertirme en uno principiante. Como me considero una persona humilde, no me da reparo decirlo. Siempre he comparado el correr con la vida misma, hay épocas dorada como la niñez y adolescencia, luego viene la vida real y mas tarde, a partir de los treinta y pocos empiezan los golpes, que vienen de poco a poco y van a más según en que cosas. Según nuestra fortaleza emocional, vamos superando etapas y si somos fuerte, salimos a flote, con sus huellas dejadas en nuestra alma y físicamente, pero salimos. 
Bueno, pues correr es así, y si creemos que siempre vamos a correr a ritmo de 4 los kilómetros, que vamos a seguir años tras años con una media semanal de 90 km, vivimos en una nube y es posible que cuando empiece nuestro deterioro físico, que llega y tenerlos por seguro, no tenemos otra que o dejar de correr o adaptarnos a nuestra situación actual.
 Os aseguro que si despertamos del sueño eterno, si lo que nos gusta es correr, sentir el viento helado en nuestras mejillas y manos, correr bajo una copiosa lluvia o correr en una tarde de verano, cuando el sol ya se va y nuestro sudor no deja de empaparnos nuestras zapatillas a consecuencia de ese interminable goteo, si es éso lo que nos gusta, estáis o estamos en el mejor de los caminos, en ser un CORREDOR LONGEVO . ¡Que dos grandes palabras...corredor longevo! la eterna juventud, la mejor manera de desfogarnos de nuestros fracasos, la mejor forma de decir ¡hola! al día...la mejor forma de alejarnos del consultorio médico.
Disfrutemos de nuestros momentos como corredor, de nuestro mejor estado de forma, disfrutemos de ése volver a empezar después de una gran lesión, de ese cansancio, de esos resoplidos, disfrutemos de cualquier etapa de corredor, cualquiera es válida os lo aseguro y más si sois humildes. No dejemos de ser corredor porque no nos acompañe los minutos por kilómetros, disfrutemos del momento, por algo somos diferente ya que corredor no lo es cualquiera, esa palabra tiene mucho peso y no se gana en un día, ni en un año, corredor se es toda la vida.

10 comentarios:

maratonman dijo...

Muy bonita entrada,que grande eres Paco¡¡¡,de todas formas siempre nos podemos comparar con los de nuestra edad,que para eso hay clasificaciones de todas las categorias.Mira Gebresselassie,de mi quinta,que ve que ya no tira mas y se ha propuesto ir mejorando los records mundiales master (master 40-45-50,etc) segun se vaya haciendo mayor, asi que no hay edad para sentir que uno es competitivo,luego tambien esta el correr por correr y disfrutar con ello.Yo tuve una epoca de correr muy rapido, luego una epoca de correr lento haciendo 2h:30 en medias y ahora busco una epoca de ir mas rapidito y cuando toque ir mas lentito siempre me quedaran las 2h:37 que hice en mi primera media y que espero con 60 años todavia llegar a ese registro y si no las 2h:50 que tarde en la media de León del año pasado y podre decir corro mas rapido que hace 20 años,todo al final es como uno lo enfoque.Tu seguro ahora eres mas rapido que cuando contabas con esos kilos de mas, eras sedentario y fumabas, estas mejor y mas en forma que hace 20 años.En fin, que todo es relativo, solo hay que intentar disfrutar y punto.Yo he disfrutado mucho aunque llegara el ultimo en una carrera y estuviera a años luz de mi mejor forma fisica,porque tambien estando de baja forma o mal de forma se puede ir de menos a mas y eso deja muy buenas sensaciones.
Un abrazo.

Manuel Gonzalez dijo...

Bonita entrada!

Luis Jesús Álvarez Serrano dijo...

Excepcional entrada, emocionante.

felipe perez dijo...

Hola, me gusta lo que dices en esta entrada, me parece que tienes el mismo sentimiento por correr que yo, así que a partir de hoy te sigo por aquí. Un saludo.

MMV dijo...

Completamente de acuerdo con cada una de las palabras del post,... Estamos tan obsesionados por las marcas, por la tecnología, que dejamos de disfrutar de la esencia de este deporte, de este hobby. Somos populares. Y aunque algunos tenéis más predisposición y genética para despuntar, todos debemos disfrutarlo y acumular salud para cuando seamos más mayores. Un abrazo!

Run Like GEL dijo...

Conforme pasan los años, nuestros ritmos se van haciendo cada vez mas lentos, pero también conforme pasan los años, disfrutamos cada vez mas correr. Los tiempos ya no importan tanto, total, ya hemos corrido rápido y más rápido que la mayoría. Lo importante es mantenerse, seguir corriendo, seguir siendo corredor, seguir haciendo esto que tanto nos gusta y mantenernos como corredores toda la vida. Eso es más satisfactorio que un maratón de menos de 3 horas o de un 10k de menos de 40 minutos.
Saludos desde México
www.cronicasmaratonytriatlon.blogspot.com

Epicteto dijo...

Bonitas y sabias palabras Paco.
Eres de los pocos, en mi humilde opinión, que realmente ha captado la esencia del correr y es capaz de plasmarlo en una " sencilla" entrada.
Un saludo

Antonio Serrano dijo...

Pues sí, ya alguno hemos visto las orejas al lobo, y con algún susto en el cuerpo, por ver ese futuro como mero espectador, he pensado mucho en esto: en llegar a ser un corredor longevo.
Como bien dices, un cambio de meta es fundamental. El ver la realidad por la que se está pasando; moderar los objetivos, y los entrenos, es una parte fundamental para poder llegar a serlo. Merece la pena correr con la cabeza a partir de ciertas edades, en la cual ya me veo, si el fin es el que no falte una salida a correr, una competición a terminar, disfrutar hasta la vejez de este deporte en la medida y forma que la edad te vaya marcando.
Que no nos falte.

Un abrazo.

,,!,,

Antonio Serrano dijo...

Pues sí, ya alguno hemos visto las orejas al lobo, y con algún susto en el cuerpo, por ver ese futuro como mero espectador, he pensado mucho en esto: en llegar a ser un corredor longevo.
Como bien dices, un cambio de meta es fundamental. El ver la realidad por la que se está pasando; moderar los objetivos, y los entrenos, es una parte fundamental para poder llegar a serlo. Merece la pena correr con la cabeza a partir de ciertas edades, en la cual ya me veo, si el fin es el que no falte una salida a correr, una competición a terminar, disfrutar hasta la vejez de este deporte en la medida y forma que la edad te vaya marcando.
Que no nos falte.

Un abrazo.

,,!,,

Paco Montoro dijo...

Nunca me canso de leer a Sheehan, siempre digo lo mismo todo lo que se ha escrito sobre correr después de él sobra. Se debería reeditar su obra
Alex